Your browser (Internet Explorer 7 or lower) is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this and other websites. Learn how to update your browser.

X

Navigate

Inteligencia Artificial cambiará las creencias religiosas

En Dios Universal, pensamos que es previsible el surgimiento de nuevas creencias, o formas religiosas durante este siglo 21. En este momento de la historia de la humanidad, los adelantos de la ciencia y de la tecnología, están a punto de provocar un gran salto cultural en las creencias de la humanidad. La inteligencia artificial dará formas distintas de vida de la humana, y seres cibernéticos podrían convertirse en otras formas de vida inteligente. Igualmente ocurrirá por el desarrollo de artefactos cibernéticos que pueden sustituir funciones humanas, como es el caso de la ectogénesis, es decir, desarrollar un feto fuera del cuerpo humano, en úteros artificiales, transformando la forma en la que las personas tienen a sus hijos, generando toda una revolución sobre el concepto que las religiones le adjudican al papel de la mujer y al matrimonio, y al objeto que le asignan las religiones a las relaciones sexuales de la pareja. Asimismo, no podemos dejar de mencionar la fecundación artificial, la intervención cromosómica para rediseñar al ser humano, y al mantenimiento de seres vivientes como lo son los embriones fecundados, que pueden ser congelados por tiempo indefinido, y activar posteriormente el proceso de formación de una nueva vida, la cual en corto plazo podrá gestarse en un útero artificial. Así, un ser humano podrá fecundarse fuera del vientre de su madre, gestarse en una máquina cibernética y nacer fuera del cuerpo materno. Además, no es solo lo que implica la inteligencia artificial sino por los avances en el campo de la robótica donde se prevé que los robots, ya para los próximos 5 a 10 años, ocuparán 50 % de los trabajos que hoy hacen las personas, y siendo el trabajo un mandato de Dios como describen distintos libros sagrados de diferentes religiones, al crearse estos cambios profundos en las tareas que realizarán los seres humanos, se impondrá una adaptación del pensamiento religioso.
Todo esto requerirá un nuevo sistema de creencias que muy pocas de las religiones del pasado, podrán salvar si no cambian sus cánones y dogmas.
Las formas primitivas de la inteligencia artificial que tenemos en la actualidad han demostrado ser muy útiles, pero pienso que el desarrollo pleno de la inteligencia artificial puede llevar al fin de la raza humana. Una vez que los seres humanos desarrollen la inteligencia artificial, ésta despegará por sí misma y se rediseñará a un ritmo cada vez mayor. Los seres humanos, limitados por la lenta evolución biológica, no podrán competir... Esto lo advierte el sabio y físico Stephen Hawking...
.

Imaginemos un futuro donde la ciencia y la tecnología permita que los trasplantes, hasta el presente de órganos como los riñones, pulmones, corazón, huesos, sangre, hígado, y otros, posibiliten el trasplante de cerebro, o sea, que a una persona cuyo cuerpo deje de existir, le sea extraído el cerebro y se coloque en otro recipiente humano o cíborg u organismo cibernético. Pensemos, como predicen algunos futurólogos, que el cerebro humano se habrá estudiado completamente por ingeniería inversa y se comprenderá todo su funcionamiento, y que los humanos y las máquinas se mezclaran en el mundo físico y mental. Los implantes cerebrales cibernéticos permitirían a los humanos fundir sus mentes con inteligencias artificiales. Dado que en el cerebro descansa la conciencia de sí mismo, esta nueva habilidad de llevar al cerebro a otro organismo semi-humano o cibernético, alterará severamente la naturaleza de la identidad propia y de las creencias del ser.

Por otro lado, los sectores industrial, agrícola y de transportes de la economía estarán casi completamente automatizados y emplearán a muy pocos humanos. El sexo virtual —en el cual dos personas podrán tener relaciones sexuales a través de la realidad virtual— llegará a ser realidad. La medicina en el presente ha hecho posible almacenar embriones congelados. La colonización espacial usando embriones congelados enviando una misión robótica a un planeta habitable del tipo terrestre podrá ser realidad.

La ciencia es el idioma del Universo y de su Conciencia. Una Presencia Universal Consciente, o Dios, es el conocimiento total. Sí el ser humano se acerca al conocimiento, a través de la investigación, la ciencia y el método científico, se acercará a esa Conciencia Universal. Y, si –como hemos afirmado- Dios es, por definición, el conocimiento total, la propensión del ser humano de buscar el conocimiento tenderá a aproximarlo a Dios, a la Conciencia Universal.

Los implantes de memoria a nivel cerebral ampliarán en grado extremo la sabiduría de las personas, lo cual incrementará su nivel de conciencia, y les permitirá entrar en contacto con el Conocimiento y la Conciencia Universal.

Un ser humano puede percibir a través de los sentidos y aprender a través de la información, de la experiencia y del razonamiento. Las personas prestan atención, almacenan conocimientos, enfrentan y resuelven problemas, toman decisiones, tienen conciencia de sí mismos, y manifiestan sentimientos. Lo que ahora se plantea la ciencia es que este conjunto de atributos o procesos cognitivos, que le permite a un ser viviente procesar su propia vida y su entorno, consciente o inconscientemente, pueden ahora no ser exclusivos de seres vivos, sino también de seres artificiales. Todas estas capacidades, según los conceptos de la inteligencia artificial están o estarán presentes en entidades no biológicas.

Hasta ahora, en la inteligencia artificial hablamos de razonar, comprender o aprender, decidir, programar, y ejecutar acciones.

Según Ray Kurzweil, en su libro The Age of Spiritual Machines, entre 2071 y 2099, los robots o los cíborgs habrán alcanzado el mismo estado legal que los humanos. Los humanos y las máquinas se mezclarán en el mundo físico y mental.

Los implantes cerebrales cibernéticos permitirán a los humanos fundir sus mentes con inteligencias artificiales. En consecuencia, dejarán de existir distinciones claras entre humanos y máquinas. La mayoría de los seres conscientes carecerán de una forma física permanente.

En base a esto, y desde ya, la humanidad debe prepararse para que en algún momento sistemas de inteligencia artificial o robots, puedan desarrollar una propia conciencia, es decir, ser capaces de reconocerse como individuos y adquirir su propia conciencia. Una inquietante pregunta que en DiosUniversal.com nos hacemos es ¿Si es posible que una entidad no humana, pero más inteligente que las personas, y con propia conciencia, pueda desarrollar un pensamiento que lo lleve a preguntarse ¿Si Dios existe o no?, y a asumir alguna creencia religiosa distinta a la que pueda aprender de sus creadores, o de interacción con los seres humanos... De ser así, ¿Las iglesias los admitirían?... Nosotros pensamos que la Conciencia Universal, o Dios si prefiere llamarla así, sí admite en su seno toda la creación.

Inteligencia Artificial (IA)

La actividad cognoscitiva en el ser humano conlleva un cerebro donde la persona percibe la realidad que lo circunda a través de los sentidos, y es capaz de asimilar lo que siente, integrar esa información, e incluso modificar la realidad que ha descubierto. También está presente en la cognición el asimilar ideas y estructurar pensamientos relacionados con lo que percibe. La inteligencia artificial tiene como norte hacer lo mismo, y superarlo.

La inteligencia artificial es una ciencia que trata de imitar al cerebro humano en todas las funciones existentes en las personas, así como igualmente incorporar otras funciones no humanas.
Algunos expertos conciben incorporar componentes emotivos o emocionales como indicadores de estado para hacer más eficaces a los sistemas inteligentes en distintas circunstancias.

Hasta el presente los sistemas inteligentes no han incorporado a sus funciones el entender emociones como el amor, la ira, el miedo, y tampoco sensaciones como el hambre, o conceptos como el sentido de la vida, el libre albedrío, el cariño, el afecto o el odio. Autores expresan que sentir ganas de comer o miedo, dolor o sufrimiento, ya se podría incorporar a la inteligencia artificial.

El Utero Artificial

Un útero artificial es un dispositivo que permitiría el embarazo extra corpóreo o la incubación del feto extrauterina mediante el cultivo de un embrión o feto fuera del cuerpo de un organismo que normalmente llevaría internamente el embrión o el feto a término. Como órgano de reemplazo, tendría muchas aplicaciones.

Un útero artificial tendría que proporcionar nutrientes y oxígeno para nutrir un feto, así como eliminar el material de desecho. El alcance de un útero artificial también puede incluir la interfaz que sirve a la función proporcionada por la placenta, un tanque amniótico que funciona como el saco amniótico, así como un cordón umbilical.

El 28 de abril de 2017 se reportó en la prensa internacional que un grupo de científicos de la salud liderado por los doctores Alan Flake, Marcus Davey y Emily Partridge del Children's Hospital of Philadelphia, en los Estados Unidos, pusieron en uso un útero artificial que logró mantener vivos a ocho fetos de corderos prematuros. Este útero lo conforman una bolsa de plástico con un líquido amniótico artificial, que permite el crecimiento del feto. La idea es terminar madurando seres humanos prematuros.

El sistema se asemeja a un útero natural. El proceso implica colocar al feto en una Biobag o bolsa de plástico sellada con una mezcla de agua y sales para imitar el interior del útero.

Este creación de un utero artificial para tratar a fetos prematuros nos presenta una ventana hacia el futuro sobre la posibilidad de crear un útero artificial que permita el desarrollo y la gestación del embrión recién fecundado.

Robótica

La Robótica forma parte de la mecánica, la electrónica, la informática, la inteligencia artificial, la ingeniería de control y la física. El término robot se popularizó con el éxito de la obra R.U.R. (Robots Universales Rossum), escrita por Karel Čapek en 1920. En la traducción al inglés de dicha obra la palabra checa robota, que significa trabajos forzados o trabajador, fue traducida al inglés como robot y así se españolizó.

La robótica va unida a la construcción de "artefactos" que trataban de materializar el deseo humano de crear seres a su semejanza y que al mismo tiempo lo descargasen de trabajos tediosos.

Un robot humanoide que se limita a imitar los actos y gestos de un controlador humano, no es visto por el público como un verdadero androide. El androide siempre ha sido representado como una entidad que imita al ser humano tanto en apariencia, como en capacidad mental e iniciativa.

Honda prototype robots Honda Collection Hall
Robots prototipos Honda

Un robot humanoide es un robot diseñado para asimilar el cuerpo y los movimientos de un ser humano. Un diseño humanoide puede tener fines funcionales, tales como la interacción con herramientas y entornos humanos, con fines experimentales, como el estudio de la locomoción bípeda, o para otros fines. En general, los robots humanoides tienen un torso, una cabeza, dos brazos y dos piernas, aunque algunas formas de robots humanoides pueden modelar sólo una parte del cuerpo, por ejemplo, de la cintura para arriba.

Algunos robots humanoides pueden tener cabezas diseñadas para replicar los rasgos faciales humanos, tales como los ojos y la boca. Los androides son robots humanoides construidos para parecerse estéticamente a los humanos. Los robots humanoides actualmente son usados como herramienta en investigaciones científicas.

Repliee Q2 face
Etimológicamente, "androide" se refiere a los robots humanoides de aspecto masculino. A los robots de apariencia femenina se los llama ocasionalmente "ginoides" como es el caso del modelo Q2 de NHK de la foto

Los robots han ido progresando de generación en generación. Hasta ahora se clasifican en:

1.ª Generación
Robots manipuladores. Son sistemas mecánicos multifuncionales con un sencillo sistema de control, bien manual, de secuencia fija o de secuencia variable.

2.ª Generación
Robots de aprendizaje. Repiten una secuencia de movimientos que ha sido ejecutada previamente por un operador humano. El modo de hacerlo es a través de un dispositivo mecánico. El operador realiza los movimientos requeridos mientras el robot le sigue y los memoriza.

3.ª Generación
Robots con control sensorizado. El controlador es una computadora que ejecuta las órdenes de un programa y las envía al manipulador para que realice los movimientos necesarios.

4.ª Generación
Robots inteligentes. Son similares a los anteriores, pero además poseen sensores que envían información a la computadora de control sobre el estado del proceso. Esto permite una toma inteligente de decisiones y el control del proceso en tiempo real.

Neil Harbisson cyborgist
Neil Harbisson (Londres, 27 de julio de 1982) es un artista visual y compositor hispano-británico-irlandés. Es el primer cíborg del mundo, combinación de persona y ordenador, reconocido por un gobierno. Harbisson tiene acromatopsia, una condición hereditaria de la visión que desde nacimiento le obliga a ver el mundo en blanco y negro. Desde la edad de 20 años lleva instalado un eyeborg para interpretar los colores

Cíborg

Es organismo cibernético, una criatura compuesta de elementos orgánicos y dispositivos cibernéticos generalmente con la intención de mejorar las capacidades de la parte orgánica mediante el uso de tecnología. El término apareció por primera vez en forma impresa, cuando The New York Times reportó sobre los aspectos psicofisiológicos del Simposio de Vuelo Espacial, donde Manfred E. Clynes y Nathan S. Kline en 1960, presentaron por primera vez su definición: “Un cíborg es esencialmente un sistema hombre-máquina en el cual los mecanismos de control de la porción humana son modificados por medicamentos o dispositivos de regulación para que el ser pueda vivir en un entorno diferente al normal”.

De acuerdo con algunas definiciones del término, la conexión física y metafísica de la humanidad con la tecnología, ya ha empezado a influir en la evolución futura del ser humano, al empezar a convertirnos en cíborgs. Por ejemplo, una persona a la que se le haya implantado un marcapasos podría considerarse un cíborg, puesto que sería incapaz de sobrevivir sin ese componente mecánico. Otras tecnologías médicas, como el implante coclear, que permite que un sordo oiga a través de un micrófono externo conectado a su nervio auditivo, también hacen que sus usuarios adquieran acceso a un sentido gracias a la tecnología, aproximando su experiencia a la de un cíborg.

REEMS
Robot Reem-C junto a Reem

Desempleo tecnológico

Durante los próximos 20 años se espera que la mitad de los trabajos sean realizados por ordenadores y robots, tal como informa la universidad de Oxford, en un comienzo se reemplazaran trabajos más mecanizados como transporte, producción, administración, logística, venta, servicios y hasta la construcción. Luego se continuará reemplazando los trabajos de los especialistas gracias a los avances de la inteligencia artificial, tales como la ciencia, la ingeniería, el arte y la mercadotecnia.

La Casa Blanca, en un informe al Congreso de los Estados Unidos, ha puesto la probabilidad en un 83 por ciento de que un trabajador que gana menos de U$S 20 por hora eventualmente perderá su trabajo frente a una máquina. Incluso los trabajadores que ganan tanto como U$S 40 por hora tendrán unas probabilidades de 31 por ciento de enfrentar esa posibilidad. Se debate si los robots serán un aporte o una amenaza en los próximos años.

Colonización espacial usando embriones

El tema de colonización espacial mediante embriones involucra varios conceptos para llevar los embriones desde la Tierra a un planeta de otro sistema estelar. La idea más directa es usar embriones congelados. La medicina moderna ha hecho posible almacenar embriones congelados en varias etapas iniciales de su desarrollo (hasta varias semanas en el desarrollo del embrión).

Un escenario más desafiante tecnológicamente pero más flexible es transportar los medios biológicos de crear embriones, esto es muestras de esperma y óvulos.

Dando un paso más allá, la nave espacial "carguera" podría estar limitada solo a la información genética de un ser humano almacenada como archivos de computador. En este caso, el esperma y los óvulos tendrían que ser regenerados por un biosecuenciador al llegar al planeta objetivo, aunque actualmente esta propuesta no es tecnológicamente factible.

HD 69830 Planet

Tecnología necesaria

Las principales dificultades con la implementación de la idea incluyen avances en varias áreas tecnológicas. Además existen problemas biológicos y éticos. La propuesta, junto con cualquier otro concepto de colonización espacial, depende en hechos no conocidos ahora.

Robótica: Si será posible desarrollar robots totalmente autónomos que puedan construir el primer asentamiento en el planeta objetivo y criar a los primeros humanos, no está claro.

Además, los efectos psicológicos sobre los humanos siendo criados por una sonda espacial robótica, y sus efectos sobre las subsecuentes generaciones, son desconocidos y difíciles de evaluar.

Útero artificial: Actualmente no se dispone de la tecnología para crear úteros artificiales desde la fecundación. Sin embargo los científicos ya se encuentran trabajando en esta tecnología.

Computadores de larga duración: El hardware computacional necesitaría funcionar confiablemente por largos períodos de tiempo, quizás por varios miles de años.

Propulsión: Se requeriría de un sistema de propulsión que pudiera acelerar a una nave espacial que transporta a los embriones, a una alta velocidad y posteriormente desacelerarla al llegar a su destino. Incluso, asumiendo una velocidad cien veces más rápida que cualquiera de las alcanzadas por las sondas espaciales actuales y un planeta objetivo dentro de cien años luz, el viaje tomaría varios miles de años.

Exoplaneta: Todo el concepto depende de la existencia de un exoplaneta que pueda ser colonizado a una distancia que se pueda alcanzar. Las actuales misiones científicas tales como COROT, Kepler o Darwin pueden entregar resultados positivos dentro de pocos años.

Björk AIFOL MoMA

La era de las máquinas espirituales

Predecir el futuro es complejo y dificil. Menos en el campo de la inteligencia artificial. Pero para darnos una idea de lo que se viene Ray Kurzweil, en su libro ya citado The Age of Spiritual Machines, de contenido filosófico, tecnológico, informático y científico, habla de la historia de la evolución y su relación con la vida natural y la tecnología, así como el papel del hombre en la historia de esta última y de la informática y el futuro de ésta en su evolución hacia la relación hombre-máquina.

Explica detalladamente los avances futuros en la informática y en su aplicación con el hombre, aplicables para los cien años posteriores a 1999. Ya sus predicciones desde entonces hasta 2018, donde asevera que la computadora será parte inalienable de la humanidad, se han cumplido casi en su totalidad.

Algunos ejemplos de sus predicciones cumplidas de 1999 hasta 2017 son:

Las personas usarán principalmente computadoras portátiles, que se habrán vuelto espectacularmente más ligeras y finas que las de diez años antes.

Para la mayoría, estas computadoras personales no tendrán partes móviles. La memoria será completamente electrónica, y la mayoría de las computadoras personales no tendrán teclados.

Las memorias rotatorias (discos duros, CD-ROM) estarán en camino de desaparecer.

La mayoría de los usuarios almacenarán grandes cantidades de objetos digitales, incluyendo software, bases de datos, documentos musicales, películas, y entornos de realidad virtual (aunque éstos aún estarán en una etapa temprana de desarrollo).

Serán servicios para mantener los objetos digitales propios en repositorios centrales, aunque la mayoría de la gente preferirá mantener su información privada bajo su propio control físico.

Los cables empezarán a desaparecer. Las comunicaciones entre componentes, tales como dispositivos de puntero, micrófonos, pantallas, impresoras, y el teclado ocasional, usarán tecnología inalámbrica de corta distancia.

Las computadoras incluirán rutinariamente tecnología inalámbrica para conectarse a una omnipresente red mundial. Los objetos digitales tales como libros, álbumes musicales, películas y software se distribuirán rápidamente como archivos de datos a través de la red inalámbrica, y típicamente carecerán de un objeto físico asociado a ellos.

Las pantallas de las computadoras tendrán todas las cualidades visuales del papel —alta resolución, alto contraste, gran ángulo de visión, y ausencia de parpadeo. Los libros, revistas y periódicos se leerán ahora de forma rutinaria en pantallas que serán del tamaño de, por ejemplo, libros pequeños.

Los altavoces estarán sustituidos por dispositivos muy pequeños basados en microprocesadores que podrán crear sonido tridimensional de alta calidad.

Se habrá iniciado la investigación sobre la ingeniería inversa del cerebro humano por medio de escáneres destructivos de los cerebros de personas recientemente fallecidas y de escáneres no invasivos mediante imágenes de resonancia magnética de personas vivas.

Las computadoras jugarán un papel central en todas las facetas de la educación, al igual que en otras esferas de la vida.

Los estudiantes de todas las edades llevarán típicamente una computadora propia, que será como una tableta gráfica de un peso aproximado de una libra con una resolución visual muy alta, apta para la lectura.

Muchos niños aprenderán a leer por su cuenta usando sus computadoras personales antes de entrar en la escuela primaria.

El aprendizaje a distancia será algo común.

La tecnología de traducción telefónica (donde hablas en inglés y tus amigos japoneses te oyen en japonés, y viceversa) se usará comúnmente para muchos pares de idiomas. Será una capacidad rutinaria de una computadora personal, que también servirá como teléfono.

La comunicación telefónica será principalmente inalámbrica, e incluirá normalmente imágenes de alta resolución en movimiento. Se producirán encuentros de todos los tipos y tamaños entre participantes separados geográficamente.

Virtualmente toda la comunicación es digital y cifrada, con claves públicas disponibles para las autoridades gubernamentales.

Los juegos interactivos incluirán normalmente entornos visuales y sonoros envolventes, aunque aún no estará disponible un entorno envolvente táctil satisfactorio.

Las personas tendrán experiencias sexuales a distancia con otras personas así como con compañeros virtuales. Sin embargo, la falta de un entorno táctil envolvente habrá mantenido el sexo virtual apartado de la corriente dominante.

Al menos la mitad de todas las transacciones se realizarán en línea.

La mayoría de las compras de libros, álbumes musicales, vídeos, juegos, y otras formas de software no implicarán un objeto físico, de modo que habrán surgido nuevos modelos económicos para distribuir estas formas de información. Uno comprará estos objetos de información paseándose por centros comerciales virtuales, probando y seleccionando objetos de interés, realizando una transacción en línea rápida y segura, y descargando luego rápidamente la información mediante comunicación inalámbrica de alta velocidad.

La privacidad se habrá convertido en un tema político importante. El uso prácticamente constante de tecnologías de la comunicación empezará a dejar un rastro muy detallado de cada movimiento realizado por cada persona.

Los músicos usarán de forma común controladores electrónicos que emularán el estilo de ejecución de los viejos instrumentos acústicos (por ejemplo, piano, guitarra, violín, percusión).

En la guerra, la seguridad de la computación y la comunicación será el foco principal del departamento de defensa de los Estados. Se reconocerá en general que el lado que pueda mantener la integridad de sus recursos computacionales dominará el campo de batalla.

Los humanos estarán generalmente a mucha distancia de la escena de batalla. La guerra estará dominada por dispositivos aerotransportados inteligentes no tripulados. Muchos de estas armas volantes serán del tamaño de pequeños pájaros, o más pequeñas.

Los Estados Unidos continuarán siendo la potencia militar dominante en el mundo.

El uso de tecnologías visuales no invasivas se habrá incrementado sustancialmente. El diagnóstico implicará casi siempre la colaboración entre un médico humano y un sistema experto de reconocimiento de patrones.

Habrá un renovado interés en el test de Turing, que fue propuesto por Alan Turing en 1950 como una forma de comprobar la inteligencia en una máquina. Aunque las computadoras aún fracasarán en el test, crecerá la confianza en que lo pasen en una o dos décadas.

Estas son alguna de sus predicciones para el período de 2019 - 2028

La suma del poder computacional de todas las computadoras será comparable al poder cerebral total de la raza humana.

Las computadoras estarán alojadas en el entorno (dentro del mobiliario, las joyas, las paredes, la ropa, etc.)

Las personas experimentarán la realidad virtual en tres dimensiones por medio de gafas y lentes de contacto que proyectarán imágenes directamente hacia la retina (visualizador (display) retinal). Junto con una fuente auditiva (auriculares), los usuarios podrán telecomunicarse con otras personas y acceder a Internet.

La mayoría de las transacciones comerciales o solicitudes de información implicarán el trato con una persona simulada.

La mayor parte de las personas poseerán más de una computadora personal, aunque el concepto de lo que es una computadora habrá cambiado considerablemente: En su lugar, dispositivos con las posibilidades de una computadora llegarán con toda clase de inesperadas formas y tamaños.

Los cables que conectan las computadoras con los periféricos habrán desaparecido casi completamente.

Las memorias de computadora rotatorias (disco duro, disco compacto, DVD, etc.) dejarán de usarse.

Entramados tridimensionales de nanotubos serán el sustrato informático dominante.

Las redes neuronales masivas en paralelo y los algoritmos genéticos serán de amplio uso.

Los escaneos destructivos del cerebro y los escaneos cerebrales no invasivos habrán permitido a los científicos comprender el cerebro mucho mejor. Los algoritmos que permiten que el relativamente pequeño código genético del cerebro construya un órgano mucho más complejo se empezarán a transferir a redes neuronales computarizadas.

Cámaras del tamaño de alfileres estarán por todas partes.

La nanotecnología tendrá más posibilidades y se usará para aplicaciones especiales, aunque aún no conseguirá preponderancia. Máquinas de nanoingeniería empezarán a usarse en la industria.

Pantallas delgadas, ligeras y portátiles con muy altas resoluciones serán los medios preferidos para visualizar documentos.

Las computadoras habrán hecho que los libros y documentos de papel queden casi completamente obsoletos.

La mayor parte de la enseñanza se llevará a cabo mediante cursos informáticos inteligentes y adaptados presentados por profesores simulados por computadora. En el proceso de aprendizaje, humanos adultos tendrán los papeles de consejeros y mentores en lugar de ser instructores académicos. Estos asistentes generalmente no estarán presentes físicamente, y ayudarán a los estudiantes a distancia.

Los estudiantes aún aprenderán juntos y harán vida social, aunque lo harán generalmente a distancia a través de computadoras.

Todos los estudiantes tendrán acceso a las computadoras.

La mayoría de los trabajadores humanos pasarán la mayor parte del tiempo adquiriendo nuevas habilidades y conocimiento.

Los ciegos llevarán gafas especiales que interpretarán el mundo real para ellos a través de voz. Los videntes también usarán estas gafas para amplificar sus propias capacidades.

Las personas con daños en la médula espinal podrán caminar y subir escalones mediante estimulación nerviosa controlada por computadora y andadores robóticos exoesqueléticos (Cíborgs).

Las máquinas traductoras del lenguaje serán de mucho mayor calidad, y se usarán de forma rutinaria en las conversaciones.

El acceso a Internet será completamente inalámbrico y proporcionado por computadoras que podrán llevarse puestas o implantadas.

Dispositivos que proporcionen sensaciones en la superficie de la piel de sus usuarios (p. ej., trajes ajustados al cuerpo y guantes) también se usarán a veces en la realidad virtual para completar la experiencia. El sexo virtual —en el cual dos personas podrán tener relaciones sexuales a través de realidad virtual, o en la que un humano podrá practicar sexo con un compañero simulado que sólo existe en una computadora— llegará a ser una realidad.

Cuando la realidad virtual visual y auditiva haya pasado de moda, la tecnología del tacto habrá madurado completamente y será totalmente convincente, aunque requerirá que el usuario entre en una cabina de realidad virtual. Será la forma preferida de practicar el sexo ya que será segura y mejorará la experiencia Este sistema se usará frecuentemente para sexo por computadora y para exámenes médicos a distancia.

El crecimiento económico mundial continuará. No se producirá un colapso económico global.

La amplia mayoría de las interacciones comerciales ocurrirán entre humanos y minoristas simulados, o entre asistentes personales virtuales y minoristas simulados.

Los robots domésticos estarán por doquier y serán fiables.

Las computadoras harán la mayor parte de la conducción de vehículos —los humanos tendrán de hecho prohibido conducir en las autopistas sin asistencia—. Además, cuando los humanos tomen el mando, el sistema informático de a bordo monitorizará sus acciones y tomará el control cuando el humano conduzca imprudentemente. Como resultado, habrá muy pocos accidentes de circulación.

Existirán prototipos de vehículos voladores personales con microalerones. También estarán controlados principalmente por computadora.

Los humanos empezarán a tener profundas relaciones con personalidades automáticas, que tendrán algunas ventajas sobre los compañeros humanos. La profundidad de algunas personalidades por computadora convencerá a algunas personas de que deberían dárseles más derechos.

Los lugares públicos y las zonas de trabajo estarán monitorizadas por doquier para prevenir la violencia y todas las acciones se grabarán de forma permanente. La privacidad será un tema político importante, y algunas personas se protegerán con códigos informáticos de seguridad.

Se satisfarán las necesidades básicas de las clases bajas. (Kurzweil no especifica si esto se refiere al mundo desarrollado o a todos los países).

Las computadoras también estarán dentro de algunos humanos en forma de implantes cibernéticos. Serán mayoritariamente usados por personas con discapacidad para recuperar algunas facultades físicas

La mayoría de las carreteras tendrán sistemas de conducción automatizados —redes de dispositivos de monitorización y comunicación que permitirán a los automóviles controlados por computadora la conducción de forma segura.

Las relaciones entre robots y humanos comenzarán a medida que las personalidades simuladas se vuelvan más convincentes.

Artistas virtuales —computadoras creativas capaces de producir su propio arte y música— emergerán en todos los campos de las artes.

Proyecciones entre 2029 - 2048

Una computadora personal será 1.000 veces más potente que el cerebro humano.

La mayor parte de la computación será realizada por computadoras.

Se habrán conseguido mayores avances en la comprensión de los secretos del cerebro humano. Cientos de sub-regiones diferentes con funciones especializadas habrán sido identificadas. Algunos de los algoritmos que codifican el desarrollo de estas regiones se habrán descifrado e incorporado en computadoras de redes neuronales.

Las redes neuronales masivas en paralelo, que se construirán por medio de ingeniería inversa del cerebro humano, serán de uso común.

Las gafas y auriculares que se usaban para proporcionar realidad virtual estarán ahora obsoletas gracias a la existencia de implantes de computadora que irán dentro de los ojos y oídos. Los implantes serán tanto permanentes como de quita y pon. Permitirán una interfaz directa con las computadoras, las comunicaciones y las aplicaciones basadas en Internet. Estos implantes serán también capaces de grabar lo que el usuario ve y oye.

También habrá disponibles implantes diseñados para una conexión directa con el cerebro. Serán capaces de aumentar los sentidos naturales y de mejorar funciones cerebrales elevadas como la memoria, la velocidad de aprendizaje y la inteligencia en general.

Las computadoras ahora serán capaces de aprender y crear nuevo conocimiento de forma completamente independiente y sin ayuda humana. Escaneando el enorme contenido de Internet, algunas computadoras conocerán literalmente cada pequeña pieza de información pública (cada descubrimiento científico, cada libro y película, cada declaración pública...) generada por seres humanos.

Implantes cerebrales directos permitirán a los usuarios entrar en una realidad virtual de total inmersión —con estimulación sensorial completa— sin ningún equipo externo. Las personas podrán tener sus mentes en un lugar totalmente diferente en cualquier momento. Esta tecnología será de uso ampliamente extendido.

La mayor parte de la comunicación ocurrirá entre humanos y máquinas en lugar de humanos entre sí.

Los sectores industrial, agrícola y de transportes de la economía estarán casi completamente automatizados y emplearán a muy pocos humanos. En todo el mundo, la pobreza, la guerra y las enfermedades serán casi inexistentes gracias a que la tecnología aliviará las carencias.

El crecimiento de la inteligencia artificial provocará un verdadero movimiento de los derechos del robot, y habrá un debate público abierto sobre qué clase de derechos civiles y protecciones legales deberían tener las máquinas. La existencia de humanos con altos niveles de aumento cibernético y de un mayor número de otras personas con implantes cibernéticos menos extremos llevará a cambiar la definición de lo que constituye un "ser humano".

Aunque las computadoras pasarán rutinariamente el test de Turing, la controversia persistirá sobre si las máquinas son tan inteligentes como los humanos en todas las áreas.

Las inteligencias artificiales reivindicarán ser conscientes y pedirán abiertamente el reconocimiento de ese hecho. La mayoría de las personas admitirán y aceptarán esta nueva realidad.

La ingeniería inversa del cerebro humano se habrá completado.

La inteligencia no biológica combinará la sutileza y fuerza de reconocimiento de patrones de la inteligencia humana con la velocidad, memoria y capacidad de compartición de conocimiento de la inteligencia maquinal.

La inteligencia no biológica continuará creciendo exponencialmente mientras que la inteligencia biológica permanecerá fija.

De 2049 - 2071

Los alimentos serán con frecuencia "compuestos" por nanomáquinas. Estos serán externamente indistinguibles de los "naturales", pero podrán hacerse más saludables ya que la producción podrá controlarse a nivel molecular. Esta tecnología desacoplará la producción alimentaria de las condiciones climáticas y la disponibilidad de recursos naturales. Una implicación de esto es que la producción cárnica dejará de requerir la matanza de animales.

La distinción entre realidad virtual y realidad "real" llegará a confundirse a medida que los nano-robots empiecen a usarse de forma común, permitiendo la composición o descomposición inmediata de toda clase de objetos físicos.

De 2072 - 2099

La picoingeniería (tecnología a escala de billonésimas de metro) se hará práctica.
El cerebro humano se habrá estudiado completamente por ingeniería inversa y se comprenderá todo su funcionamiento.
El pensamiento humano natural no tendrá ninguna ventaja sobre las mentes de las computadoras.
Las máquinas habrán alcanzado el mismo estado legal que los humanos.
Los humanos y las máquinas se mezclarán en el mundo físico y mental. Los implantes cerebrales cibernéticos permitirán a los humanos fundir sus mentes con inteligencias artificiales.
En consecuencia, dejarán de existir distinciones claras entre humanos y máquinas
La mayoría de los seres conscientes carecerán de una forma física permanente.
El mundo estará irrefrenablemente poblado por inteligencias artificiales que existirán completamente como programas de computadora pensantes capaces de pasar instantáneamente de una computadora a otra a través de Internet (o cualquier otra cosa equivalente en 2099). Estos seres basados en computadora serán capaces de manifestarse en el mundo físico cuando deseen creando o asumiendo el control de cuerpos robóticos, con inteligencias artificiales también capaces de controlar varios cuerpos a la vez.

Los seres individuales se mezclarán y separarán constantemente, haciendo imposible determinar cuántas "personas" hay en la Tierra.
Esta nueva plasticidad de la consciencia y la habilidad de los seres de unir sus mentes alterará severamente la naturaleza de la identidad propia.
La mayor parte de las interacciones interpersonales ocurrirán en entornos virtuales. De hecho, que dos personas se encuentren físicamente en el mundo real para tener una conversación o una transacción comercial sin ninguna interferencia tecnológica será muy raro.

Los seres humanos orgánicos serán una pequeña minoría de las formas de vida inteligente en la Tierra. Incluso entre los Homo sapiens restantes, el uso de implantes computarizados que aumenten profundamente las habilidades será algo que existirá por todas partes y que se aceptará como algo normal. La pequeña fracción de humanos que opten por permanecer "naturales" y sin modificaciones efectivamente existirán, pero en un plano de la consciencia diferente al de los demás, por lo que verán imposible interactuar totalmente con las inteligencias artificiales o con los humanos altamente modificados.

Los humanos "naturales" estarán protegidos del exterminio. A pesar de sus deficiencias y debilidades, los humanos serán respetados por las inteligencias artificiales por haber sido los creadores de las máquinas.

Ya que el conocimiento y las aptitudes podrán descargarse instantáneamente y ser comprendidas por la mayoría de los seres inteligentes, el proceso de aprendizaje se comprimirá en algo instantáneo en lugar de la experiencia de años de lucha de los humanos normales. Libres de esta carga consumidora de tiempo, las inteligencias artificiales enfocarán ahora sus energías en realizar nuevos descubrimientos y contribuciones.

Las inteligencias artificiales serán capaces de dividir su atención y energías en incontables direcciones, haciendo posible que un ser controle una multitud de esfuerzos simultáneamente.

La femtoingeniería (ingeniería a la escala de una milésima de billonésima de metro) podría ser posible.
Las inteligencias artificiales se comunicarán a través de un lenguaje electrónico compartido.
El material gráfico y la música creados por las máquinas abarcarán áreas del espectro lumínico y frecuencias sonoras que los humanos normales no podrán percibir.
Algunos humanos al menos tan viejos como los procedentes del baby boom estarán aún vivos y en buenas condiciones.

Los virus informáticos serán una amenaza importante ya que la mayoría de los seres inteligentes estarán basados en software.

Las inteligencias artificiales realizarán copias de seguridad de sí mismas, garantizando una especie de inmortalidad para casos en que por ejemplo la inteligencia sea asesinada.
El concepto de esperanza de vida se habrá convertido en irrelevante para los humanos y máquinas gracias a la inmortalidad médica y las computadoras avanzadas.
El ritmo del cambio tecnológico continuará acelerándose a medida que se aproxima el siglo XXII.

Dentro de mil de años

"Los seres inteligentes considerarán el destino del universo". Las inteligencias artificiales creadas por los humanos tendrán la habilidad de controlar todo el universo, tal vez evitando que muera.

TOPIO 3
Tosy es un robot humanoide bípedo diseñado para jugar al tenis de mesa contra un ser humano

Historia de la inteligencia artificial

La Inteligencia Artificial surge definitivamente a partir de algunos trabajos publicados en la década de 1940 que no tuvieron gran repercusión, pero a partir del influyente trabajo en 1950 de Alan Turing, matemático británico, se abre una nueva disciplina de las ciencias de la información.
Si bien las ideas fundamentales se remontan a la lógica y algoritmos de los griegos, y a las matemáticas de los árabes, varios siglos antes de Cristo, el concepto de obtener razonamiento artificial aparece en el siglo XIV. A finales del siglo XIX se obtienen lógicas formales suficientemente poderosas y a mediados del siglo XX, se obtienen máquinas capaces de hacer uso de tales lógicas y algoritmos de solución.
En su histórico artículo de 1950, Turing propuso que la pregunta "¿puede pensar una máquina?" era demasiado filosófica para tener valor y, para hacerlo más concreto, propuso un "juego de imitación". En la prueba de Turing intervienen dos personas y una computadora. Una persona, el interrogador, se sienta en una sala y teclea preguntas en la terminal de una computadora. Cuando aparecen las respuestas en la terminal, el interrogador intenta determinar si fueron hechas por otra persona o por una computadora. Si actúa de manera inteligente, según Turing es inteligente. Turing, señaló que una máquina podría fracasar y aún ser inteligente. Aun así creía que las máquinas podrían superar la prueba a finales del siglo XX.
De todas maneras esta prueba no tuvo el valor práctico que se esperaba, aunque sus repercusiones teóricas son fundamentales. El enfoque de Turing de ver a la inteligencia artificial como una imitación del comportamiento humano no fue tan práctico a lo largo del tiempo y el enfoque dominante ha sido el del comportamiento racional, de manera similar, en el campo de la aeronáutica se dejó de lado el enfoque de tratar de imitar a los pájaros y se tomó el enfoque de comprender las reglas de aerodinámica. Aunque desde luego, el enfoque del comportamiento humano y el del pensamiento humano siguen siendo estudiados por las ciencias cognitivas y continúan aportando interesantes resultados a la Inteligencia Artificial, y viceversa.

Disciplinas sobre las que se apoya

La ciencia no se define, sino que se reconoce. Para la evolución de la Inteligencia Artificial las dos fuerzas más importantes fueron la lógica matemática, la cual se desarrolla rápidamente a finales del siglo XIX, y las nuevas ideas acerca de computación y los avances en electrónica que permitieron la construcción de los primeros computadores en 1940. También son fuente de la inteligencia artificial: la filosofía, la neurociencia y la lingüística. La lógica matemática ha continuando siendo un área muy activa en la inteligencia artificial. Incluso antes de la existencia de los ordenadores con los sistemas lógicos deductivos.

Orígenes y Evolución Cronológica

Los juegos matemáticos antiguos, como el de las Torres de Hanói (hacia el 3000 a. C.), muestran el interés por la búsqueda de un modo resolutor, capaz de ganar con los mínimos movimientos posibles.
Cerca de 300 a. C., Aristóteles fue el primero en describir de manera estructurada un conjunto de reglas, silogismos, que describen una parte del funcionamiento de la mente humana y que, al seguirlas paso a paso, producen conclusiones racionales a partir de premisas dadas.
En 250 a. C. Ctesibio de Alejandría construyó la primera máquina autocontrolada, un regulardor del flujo de agua que actuaba modificando su comportamiento "racionalmente" (correctamente) pero claramente sin razonamiento.
En 1315, Ramon Llull tuvo la idea de que el razonamiento podía ser efectuado de maneral artificial.
En 1847 George Boole estableció la lógica proposicional (booleana), mucho más completa que los silogismos de Aristóteles, pero aún algo poco potente.
En 1879 Gottlob Frege extiende la lógica booleana y obtiene la Lógica de Primer Orden la cual cuenta con un mayor poder de expresión y es utilizada universalmente en la actualidad.
En 1903 Lee De Forest inventa el triodo, también llamado bulbo o válvula de vacío.
En 1937 Alan Turing publicó un artículo de bastante repercusión sobre los "Números Calculables", un artículo que estableció las bases teóricas para todas las ciencias de computación, y que puede considerarse el origen oficial de la informática teórica. En este artículo introdujo el concepto de Máquina de Turing, una entidad matemática abstracta que formalizó el concepto de algoritmo y resultó ser la precursora de las computadoras digitales. Podía conceptualmente leer instrucciones de una cinta de papel perforada y ejecutar todas las operaciones críticas de un computador. El artículo fijó los límites de las ciencias de la computación porque demostró que no es posible resolver problemas con ningún tipo de computador. Con ayuda de su máquina, Turing pudo demostrar que existen problemas irresolubles, de los que ningún ordenador será capaz de obtener su solución, por lo que se le considera el padre de la teoría de la computabilidad.
En 1940 Alan Turing y su equipo construyeron el primer computador electromecánico y en 1941 Konrad Zuse creó la primera computadora programable y el primer lenguaje de programación de alto nivel Plankalkül. Las siguientes máquinas más potentes, aunque con igual concepto, fueron la ABC y ENIAC.
En 1943 Warren McCulloch y Walter Pitts presentaron su modelo de neuronas artificiales, el cual se considera el primer trabajo del campo de inteligencia artificial, aun cuando todavía no existía el término.

Años 50

En 1950 Turing consolidó el campo de la inteligencia artificial con su artículo Computing Machinery and Intelligence, en el que propuso una prueba concreta para determinar si una máquina era inteligente o no, su famosa Prueba de Turing por lo que se le considera el padre de la Inteligencia Artificial. Años después Turing se convirtió en el adalid que quienes defendían la posibilidad de emular el pensamiento humano a través de la computación y fue coautor del primer programa para jugar ajedrez.
En 1951 William Shockley inventa el transistor de unión. El invento hizo posible una nueva generación de computadoras mucho más rápidas y pequeñas.
En 1956 se dio el término "inteligencia artificial" en Dartmouth durante una conferencia convocada por McCarthy, a la cual asistieron, entre otros, Minsky, Newell y Simon. En esta conferencia se hicieron previsiones triunfalistas a diez años que jamás se cumplieron, lo que provocó el abandono casi total de las investigaciones durante quince años.

Años 80

En 1980 la historia se repitió con el desafío japonés de la quinta generación, que dio lugar al auge de los sistemas expertos pero que no alcanzó muchos de sus objetivos, por lo que este campo sufrió una nueva interrupción en los años noventa.
En 1987 Martin Fischles y Oscar Firschein describieron los atributos de un agente inteligente. Al intentar describir con un mayor ámbito (no solo la comunicación) los atributos de un agente inteligente, la IA se ha expandido a muchas áreas que han creado ramas de investigación enormes y diferenciadas.

Dichos atributos del agente inteligente son:

Tiene actitudes mentales tales como creencias e intenciones.
Tiene la capacidad de obtener conocimiento, es decir, aprender.
Puede resolver problemas, incluso descomponiendo problemas complejos en otros más simples.
Capaz de realizar operaciones más complejas.
Entiende. Posee la capacidad de dar sentido, si es posible, a ideas ambiguas o contradictorias.
Planifica, predice consecuencias, evalúa alternativas (como en los juegos de ajedrez)
Conoce los límites de sus propias habilidades y conocimientos.
Puede distinguir a pesar de la similitud de las situaciones.
Puede ser original, creando incluso nuevos conceptos o ideas, y hasta utilizando analogías.
Puede generalizar.
Puede percibir y modelar el mundo exterior.
Puede entender y utilizar el lenguaje y sus símbolos.
Podemos entonces decir que la IA posee características humanas tales como el aprendizaje, la adaptación, el razonamiento, la autocorrección, el mejoramiento implícito, y la percepción modular del mundo. Así, podemos hablar ya no solo de un objetivo, sino de muchos, dependiendo del punto de vista o utilidad que pueda encontrarse a la IA.

Años 90

En los 90´ surgen los agentes inteligentes y al paso de los años eso fue evolucionando

Wakamaru shaking hands

2000 al 2010

El programa Artificial Linguistic Internet Computer Entity (A.L.I.C.E.) ganó el premio Loebner al Chatbot más humano en 2000, 2001 y 2004, y en 2007 el programa Ultra Hal Assistant ganó el premio.

2010: El programa Suzette ganó el premio Loebner. Algunos programas de inteligencia artificial gratuitos son Dr. Abuse, Alice, Paula SG, Virtual woman millenium.

2011: Un ordenador de IBM gana el concurso de preguntas y respuestas 'Jeopardy!': El ordenador de IBM Watson ha salido victorioso de su duelo contra el cerebro humano. La máquina ha ganado el concurso de preguntas y respuestas Jeopardy!, que emite la cadena de televisión estadounidense ABC, al imponerse a los dos mejores concursantes de la historia del programa. Watson les ha vencido en la tercera ronda, contestando preguntas que le obligaban a pensar como una persona.

2014: Un ordenador ha logrado superar con éxito el test de turing: Un ordenador ha logrado superar con éxito el test de Turing haciendo creer a un interrogador que es una persona quien responde sus preguntas- en un certamen organizado en Londres por la Universidad de Reading (Reino Unido). El ordenador, con el programa Eugene desarrollado en San Petersburgo (Rusia), se ha hecho pasar por un chico de 13 años, y los responsables de la competición consideran que es un “hito histórico de la inteligencia artificial”.

2016: Un ordenador de Google vence al campeón mundial de un juego milenario “Go”: Un programa informático desarrollado por la compañía británica Google DeepMind había conseguido vencer, por primera vez, a un campeón profesional de un milenario juego de origen oriental llamado Go. El reto era enorme para una máquina, ya que la prueba de estrategia encierra una gran complejidad.

En la actualidad se está tan lejos de cumplir la famosa prueba de Turing como cuando se formuló: Existirá Inteligencia Artificial cuando no seamos capaces de distinguir entre un ser humano y un programa de computadora en una conversación a ciegas. Como anécdota, muchos de los investigadores sobre IA sostienen que "la inteligencia es un programa capaz de ser ejecutado independientemente de la máquina que lo ejecute, computador o cerebro".

Test de Turing

La prueba de Turing es una prueba de la habilidad de una máquina de exhibir un comportamiento inteligente similar, o indistinguible, del de un humano. Alan Turing propuso que un humano evaluara conversaciones en lenguaje natural entre un humano y una máquina diseñada para generar respuestas similares a las de un humano. El evaluador sabría que uno de los miembros de la conversación es una máquina y todos los participantes serían separados de otros. La conversación estaría limitada a un medio únicamente textual como un teclado de computadora y un monitor por lo que sería irrelevante la capacidad de la máquina de transformar texto en habla.2 En el caso de que el evaluador no pueda distinguir entre el humano y la máquina acertadamente (Turing originalmente sugirió que la máquina debía convencer a un evaluador, después de 5 minutos de conversación, el 70% del tiempo), la máquina habría pasado la prueba. Esta prueba no evalúa el conocimiento de la máquina en cuanto a su capacidad de responder preguntas correctamente, solo se toma en cuenta la capacidad de ésta de generar respuestas similares a las que daría un humano.
Turing propuso esta prueba en su ensayo “Computing Machinery and Intelligence” de 1950 mientras trabajaba en la Universidad de Mánchester. Inicia con las palabras: “Propongo que se considere la siguiente pregunta, ‘¿Pueden pensar las máquinas?’”. Como es difícil definir la palabra “pensar”, Turing decide “reemplazar la pregunta con otra que está estrechamente relacionada y en palabras no ambiguas.”, la nueva pregunta de Turing es: “¿Existirán computadoras digitales imaginables que tengan un buen desempeño en el juego de imitación?". Turing creía que esta pregunta sí era posible de responder y en lo que resta de su ensayo se dedica a argumentar en contra de las objeciones principales a la idea de que “las máquinas pueden pensar”.
Desde 1950, la prueba ha servido de influencia y criticada, además de ser esencial en el concepto de la filosofía de la inteligencia artificial.

Preguntas finales

Sin duda la humanidad sufrirá enormes cambios científicos y tecnológicos en este siglo 21. La Inteligencia Artificial no solo es un reto tecnológico, también lo es para el sistema de creencias de todas las personas y de las religiones. Por principio, la definición de una Conciencia Universal, o de una Conciencia Divina implica su inteligencia y su conocimiento infinitos. Si la humanidad, usando estos conocimientos desarrolla una inteligencia artificial similar a la humana, y esta llega a adquirir y desarrollar su propia conciencia de sí mismo, ¿Se plantearía, como el ser humano, la existencia de Dios?... y de ser así, para esa Conciencia Universal o Dios, ese nuevo "ser" formaría parte de su creación?...



Le invitamos cordialmente a leer nuestro libro: ¿Quién es Dios?
¡Gracias! por visitarnos, Vladimir y María Mercedes Gessen @DivanGessen @UnDiosUniversal

Fuente: http://www.diosuniversal.com/Quien-es-Dios
https://es.wikipedia.org/wiki/Cognici%C3%B3n
https://es.wikipedia.org/wiki/Inteligencia_artificial
https://es.wikipedia.org/wiki/Rob%C3%B3tica
https://es.wikipedia.org/wiki/C%C3%ADborg
https://es.wikipedia.org/wiki/Androide
https://es.wikipedia.org/wiki/Robot_humanoide
https://es.wikipedia.org/wiki/La_era_de_las_m%C3%A1quinas_espirituales
https://es.wikipedia.org/wiki/Historia_de_la_inteligencia_artificial
https://es.wikipedia.org/wiki/Test_de_Turing
https://en.wikipedia.org/wiki/Artificial_uterus
https://es.wikipedia.org/wiki/Desempleo_tecnol%C3%B3gico
https://es.wikipedia.org/wiki/Colonizaci%C3%B3n_espacial_usando_embriones

Fotos: https://commons.wikimedia.org/wiki/File%3AObsidian_Soul_2.png



Comentarios